Jolla, el primer smartphone con Sailfish OS

Jolla

El nuevo smartphone Jolla salió al mercado el pasado 27 de noviembre y es el primero en incorporar Sailfish OS basado en Linux. La marca finlandesa fue fundada por un grupo de empleados de Nokia que abandonaron el barco al ver el rumbo que tomaba la compañía al introducir Windows Phone en sus terminales. Los creadores de Jolla decidieron seguir su propio camino y mantener la línea que había tomado Nokia con MeeGo.

Estas son las principales características técnicas del joven Jolla:

  • SoC Qualcomm Snapdragon con CPU de doble núcleo a 1,4 GHz
  • 1 GB de RAM
  • Pantalla de 4,5″ qHD  multi-touch con cristal Gorilla 2 Glass
  • Cámara trasera de 8 Mpx y frontal de 2 Mpx
  • 16 GB de almacenamiento ampliable vía microSD
  • Sistema operativo Sailfish OS beta
  • Dimensiones: 131 x 68 x 9.9  mm. Peso: 141 gr

La interface del dispositivo está inspirada en MeeGo y la base de su funcionamiento son los gestos. La navegación por las diferentes pantallas y aplicaciones resulta más confusa y torpe que intuitiva por la multitud de gestos necesarios para realizar cualquier tarea. En este sentido es algo más complicado que otros sistemas operativos basados en los gestos como puede ser Ubuntu.

Se espera que la compañía vaya introduciendo mejoras en las próximas actualizaciones. Todavía les queda un largo camino por recorrer tanto a nivel de software como de hardware, ya que las especificaciones técnicas no sorprenden en ningún sentido y nos encontramos ante unas prestaciones de la más pura gama media.

Uno de sus teóricos puntos fuertes es la posibilidad de instalar aplicaciones Android, aunque en la práctica no todas son compatibles y es difícil hacerlas correr sin que aparezca algún bug o se ralentice el funcionamiento del terminal. A esto hay que sumarle que las aplicaciones no se pueden descargar directamente de Play Store sino de la conocida tienda rusa Yandex.

La aceptación en el mercado ha sido la esperada, las primeras 400 unidades se pre-vendieron antes de su lanzamiento, sobre todo a nostálgicos del viejo Nokia con MeeGo. Su precio, que ronda los 400€, quizá sea un tanto elevado para un gama media; más aún teniendo en cuenta la fuerte competencia del mercado chino con terminales económicos y que nada tienen que envidiarle al Jolla.

Tagged with: