Samsung – Humanos artificiales causan polémica en #CES2020

Cuando escuchamos hablar sobre “humanos artificiales, lo único que viene a la mente de manera súbita son películas como “Yo, Robot” protagonizada por Will Smith o el “Hombre Bicentenario”, llevada a la vida por Robin Williams. Pero en ocasiones la realidad supera a la ficción, y no podían ser otros más que Samsung, quienes han dado este importante paso tecnológico.

Durante el desarrollo de CES2020, Samsung rompió con todos los esquemas y dio a conocer su más reciente proyecto en Las Vegas. Esto puede ser motivo de júbilo para el mundo de la ciencia y la tecnología, pero ¿podrían estos humanos artificiales sustituir a las personas en sus labores en un futuro cercano?

Esta es una interrogante que muchos temen contestar, y si tomamos otra referencia cinematográfica, basta con recordar a Arnold Schwarzenegger en “Terminator”. Según asegura la compañía, estos humanos podrían desempeñarse perfectamente como presentadores de TV, actores de cine o portavoces. Es un poco escalofriante esta propuesta de Samsung quienes han asegurado que pueden sentir y conversar como si fueran humanos reales.

Estos humanos virtuales llevan por nombre “Neon”, y son una creación de Star Labs, quienes han abierto un nuevo campo para la investigación al determinar cuales serían las mejores aplicaciones para esta tecnología. Según voceros, pueden aparecer en videojuegos y convertirse fácilmente en compañeros personales de quien pueda acceder a estos personajes.

Pranav Mistry, Director ejecutivo del laboratorio encargado del desarrollo de los “Neon”, ha asegurado en sus propias palabras que: “Los Neon serán nuestros amigos, nuestros colaboradores y compañeros, aprendiendo continuamente, evolucionando y creando recuerdos a partir de sus interacciones”.

Consumer Electronics Show 2020 es un evento que sirve de vitrina para presentar lo más innovador del universo tecnológico, pero sin duda, esta nueva idea de Samsung deja mucho para el análisis y la reflexión sobre el futuro de la sociedad como la conocemos.