¿WhatsApp en un teléfono sin pantalla táctil? Claro que es posible

Este terminal es perfecto para aquellos usuarios que quieran usar de forma moderada el teléfono, pero a la vez poder estar conectados con sus contactos en la famosa app de mensajería instantánea.

Muchos usuarios han pensado que sería genial poder usar un viejo Nokia, o alguna otra marca parecida, sin pantalla táctil pero que tuviera WhatsApp.

De esa manera no estarían desconectados, pero tampoco estarían muy pendientes del teléfono. Eso entre otras cosas porque al no tener una pantalla táctil, las personas se distraen menos.

Para los que quisieron esto, por fin se hace realidad. Ahora es posible usar WhatsApp en un dispositivo de ese tipo en España. Se trata del Nokia 8110 4G, que como acotamos, no tiene una pantalla táctil, pero sí acceso a Internet.

Este Nokia utiliza Nokia 8110, el sistema operativo KaiOS, para el que ha sido adaptada la app de mensajes.

El terminal ya lleva un tiempo en el mercado y es una re-edición del legendario teléfono que se mostraba en la famosa película Matrix. Este modelo está adaptado a los tiempos de hoy, porque además de contar con WhatsApp, también se pueden leer correos de Gmail y Outlook, navegar (a una velocidad normal) por la web, o incluso ingresar a Facebook.

No obstante, no te dejes llevar o engañar por estas características. Su pantalla de dos pulgadas y media solo permite hacer uso de estos servicios cuando es totalmente necesario. Esto es porque para moverse por su interfaz se necesita usar las teclas.

Modelo Nokia 8110 original en el que se basa el nuevo Nokia (La Vanguardia)

Lo positivo de este terminal es que la duración de su batería se mantiene por un buen rato y también tiene un precio moderado. Depende de la tienda que busques para comprar este Nokia, puedes encontrarlo entre los 60 y 90 euros más o menos.

El Nokia 8110 4G es ideal para darle un uso secundario o incluso como un único teléfono si no quieres estar pegado todo el día mirando una pantalla.

¿Te gustaría tener este terminal? ¿Por qué? ¡Déjanos tus comentarios!