Xbox Scarlett será el némesis de Sony en 2020

La rivalidad existente entre Sony y Microsoft con sus consolas de videojuegos llega a escenarios épicos, y la batalla por la supremacía no se contiene con cada liberación. Con el anuncio del PlayStation 5, han surgido algunos rumores acerca de lo que podría traer este poderoso equipo de entretenimiento, y era de esperarse una respuesta por parte de su más fuerte competidor.

Un proyecto ambicioso

Xbox Scarlett es el nombre de la consola que nos trae Microsoft en la evolución de su buque insignia dirigido a los amantes de los videojuegos. Según muchos análisis y pronósticos, este podría ser el némesis del PS5, ya que, su rendimiento y precio harían de este una mejor oferta para los compradores.

El 2020 proyecta ser un año de rivalidad extrema entre estos dos fabricantes, ya que, Phil Spencer, jefe de Xbox, ha dado algunas declaraciones a The Verge, donde han quedado claras sus intenciones con esta nueva consola Xbox Scarlett. En sus impresiones afirmó:

«Diría que un aprendizaje de la generación Xbox One es que no estaremos fuera de posición en potencia o precio. Si recuerdas el comienzo de esta generación, éramos cien dólares más caros y, sí, éramos menos poderosos. Y nosotros comenzó el Proyecto Scarlett con este equipo de liderazgo con el objetivo de tener éxito en el mercado».

La amenaza del PS5

El Project Scarlett, como es conocido entre los miembros de esta nueva etapa de Xbox tiene todos los elementos para ser un dispositivo competitivo en el mercado y con todo el arsenal para destronar la hegemonía de PlayStation. Si saben jugar bien sus cartas, es muy probable que esta consola sea un dolor de cabeza el próximo año para Sony.

Microsoft no piensa repetir los errores del pasado con una consola lenta y costosa, llego su hora de apostar por la economía y la velocidad, pues es su arma maestra para debilitar el liderazgo de Sony con su futuro PS5.

Anuncios